Restaurada la antigua corona de la Virgen de los Dolores.
En esta semana ha finalizado el proceso de restauración, llevado a cabo por orfebrería Benet, al que ha sido sometida la antigua corona de la Virgen de los Dolores.
Esta corona es una verdadera joya, realizada en plata dorada, y que como aparece en el tercer tomo del libro de actas (1790/1865), fue donada en el año de 1801 por Doña Vicenta Sergeant y Mendívil, hija del I Marqués de Monteflorido, y esposa de Miguel de Zayas Ponce de León y Brenes (quién ostentó el cargo de Mayordomo).
Esta valiosa pieza artística formaba parte, junto con una saya de terciopelo negro, del ajuar que la nueva titular que sustituía a la Virgen de Belén.
Esta pieza va a ser objeto de estudio por parte de María Jesús Mejías, doctora en en Historia del Arte y profesora de la Universidad de Sevilla. En su parte interior presenta unas marcas de plateros que indican su autoría y que fue realizada en la ciudad de Sevilla en la 2 mitad del s.XVIII.